Con Francisco Barbosa como Fiscal General gana el círculo más cercano al presidente Duque

Análisis Por

La Corte Suprema de Justicia ha hablado, y por unanimidad (pues no tenía otra opción) eligió a Francisco Barbosa, como nuevo Fiscal General.

La Corte que tiene hoy en Sala Plena los votos exactos para un quorum decisorio, llegó a un acuerdo para que Barbosa fuera el nuevo Fiscal General, al tener 7 vacantes, los 16 magistrados tomaron la decisión de forma unánime, lo que da por terminado el periodo de Fabio Espitia, quien quedó encargado del ente luego de la renuncia Néstor Humberto Martínez.

El nuevo Fiscal es el más cercano en la terna al presidente Iván Duque, con quien estudió Derecho en la Universidad Sergio Arboleda, además posee una Especialización en Relaciones Internacionales y nuevas Tecnologías, un Máster en Historia y Derecho Público, y también es Doctor en Derecho Público de la Universidad de Nantes (Francia).

Barbosa ya había trabajado como Fiscal Especializado en Derechos Humanos, y desde agosto de 2018, cuando Duque llegó al poder, fue nombrado Alto Consejero para los Derechos Humanos.

En la terna estaban dos cercanos a Duque, pero más cercanos todavía a sus aliados políticos, Camilo Gómez, director de la Agencia de Defensa Jurídica del Estado, es uno de los funcionarios de confianza de la vicepresidenta, Marta Lucía Ramírez, y del expresidente Andrés Pastrana, con quien trabajó en su gobierno en varios cargos, mientras Clara María González, es cercana al expresidente Álvaro Uribe, a quien no sólo acompañó en sus campañas presidenciales, también lo hizo en la Óscar Iván Zuluaga en 2014. Por eso la victoria parece llevársela el círculo cercano al presidente.

Escándalos y retos

Aunque debido a su edad, y paso por el Estado, se pensaría que Barbosa no tiene mayores conflictos que sus dos competidores en la terna, de quienes se tenía grandes reservas por sus aliados políticos, y decisiones en posiciones clave, las críticas a lo que parecía su posible elección no se han hecho esperar.

El reconocido jurista, Rodrigo Uprimny, escribió toda una columna de opinión en El Espectador, titulada: “Barbosa no debe ser fiscal”, en la que criticaba su paso por la Alta Consejería de Derechos Humanos, y afirmaba que era una de las áreas donde al presidente peor le iba, y que esto seguramente era consecuencia de la asesoría de miembros de su equipo como Barbosa.

La crítica más fuerte fue a la presentación de cifras sobre la supuesta caída en los homicidios de Líderes Sociales, que hacen parte de algunos de los logros que ha intentado destacar Barbosa, y el presidente Duque en sus mensajes, en ellas se habló incluso de una caída del 47% entre octubre de 2018 y 2019, pero Uprimny resalta que se toman cifras ya consolidadas por la Oficina de la alta comisionada de Naciones Unidas de Derechos Humanos, y cifras provisionales de 2019 de esa misma oficina, esto se debe a que el determinar que lo ocurrido es realmente el asesinato de un Líder Social, puede tomar meses en verificarse.

Otro crítico es Yohir Akerman, quien señaló el cambio de posiciones de Barbosa con respecto al Acuerdo de paz, en especial a la Jurisdicción Especial para la paz (JEP), citando una columna del nuevo Fiscal en 2016 titulada: “La Justicia transicional es verdadera justicia sin impunidad”, para años después ser elegido por el presidente Duque para exponer las objeciones a la Ley Estatutaria de la JEP, y refiriéndose a la impunidad que podía resultar de dicho proceso.

Akerman también recordó como se lamentó de la victoria del NO en el Plebiscito frente a los estudiantes de la Universidad Distrital en 2016, o escribió un libro precisamente de la justicia transicional que atacó años después, texto que fue presentado por el mismo Humberto De La Calle.

Estos son dos puntos fundamentales, el primero, por la carga que sufre la Fiscalía para frenar el asesinato de Líderes Sociales, pero incluso Barbosa en diciembre pasado afirmó sobre este tema: Hay cifras que hablan de 121 homicidios en diferentes regiones. Las razones son diversas, aquí no hay una política de exterminio, ni hay una política sistemática, aquí lo que existen son razones diversas que se producen contra nuestros líderes sociales, atadas a fenómenos de delincuencia.”

Y por supuesto, la paz, pues desde ese ente salen posiciones fundamentales para casos en la Corte Suprema de Justicia, Corte Constitucional, y por supuesto, para los proyectos de Ley que sobre ese tema se adelantarán en la próxima agenda legislativa.

Barbosa ya celebró su elección y manifestó que “Seré el Fiscal de todos los colombianos”, y resaltó el hecho de que fuera una decisión unánime.

El nuevo Fiscal es el más joven en llegar al cargo por elección de la Corte Suprema, solo comparable por Viviane Morales quien tenía poco más de 48 años en 2011 al ser elegida, también son destacables sus estudios, y es un nuevo visto bueno a un egresado de la Universidad Sergio Arboleda, que desde la llegada de Duque al poder ha logrado tener ha varios de sus egresados, profesores y decanos en altos cargos del Estado.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*