Del divorcio de Vargas y Santos, a las candidaturas Liberales

Análisis Por

Este martes además del Partido de la Selección Colombia, fue un día esencial para las campañas a la presidencia.

Luego de la crisis del Gobierno Santos con Cambio Radical, por la votación de la Jurisdicción Especial de paz, este Partido decidió salir de la Unidad Nacional, lo cual provocó la renuncia del Ministro de Vivienda Jaime Pumarejo, mientras el Ministro Luis Gilberto Murillo, hizo lo contrario, renunció al partido y se quedó en el Gobierno.

Aunque faltan ver si esto se desencadena en una fila de renuncias de cargos medios, y de otras entidades, también cabe preguntarse sobre las consecuencias efectivas de esto en el cálculo electoral.

Primero, Vargas Lleras podría sólo “aparentar” distancia, pues es bien sabido que el Gobierno Santos tiene una alta impopularidad, y tomar distancia rumbo a 2018 podría ser el escenario más efectivo para una campaña que le reste votos al uribismo en la derecha.

Segundo, pero aunque lo anterior sea cierto, falta por ver los acuerdos políticos que hará producto de esto. Desde Juan Carlos Pinzón (que también está tomando distancia), hasta el mismo Uribismo y Pastranismo podrían terminar en esa línea, como lo mostramos el día de ayer, este era un requisito esencial para lograr ese tipo de alianzas.

Pero mientras Cambio Radical se divorcia del Gobierno, después de 7 años de compañía y de tener a su Líder natural como Vicepresidente los últimos 3, los Liberales apuntan a la renovación, y sobre todo a la coherencia frente al trabajo que han realizado durante ese tiempo.

En la sede nacional del Partido Liberal Colombiano en Bogotá, se realizó la jornada de inscripción de precandidatos a la presidencia, para llegar a la consulta del 19 de noviembre unidos.

Una tarea en extremo compleja, en un Partido de gran envergadura. Primero, fue Humberto De La Calle, llenando el clásico auditorio del Partido Liberal, hizo un llamado a que todos los ciudadanos, sean militantes o no, están invitados a la consulta popular.

Quizás lo más importante fue su llamado “yo no sostengo ahora que el dilema sea entre paz o guerra, el conflicto ha terminado…. por lo tanto lo repito ya no es una discusión entre la paz y la guerra, es una discusión entre la paz y el miedo… acuden a la emoción, no a la razón, vamos a derrotar el miedo con la esperanza, esa es la ruta del Partido Liberal”

El segundo en inscribirse fue el Senador Edinson Delgado que como lo dijo “por primera vez un hijo de las entrañas del pacífico se le permite orientar y dirigir está Colombia querida”, resaltando las cualidades de sus competidores, cabe destacar que realmente este Senador es el único precandidato Liberal no sólo afrodescendiente, sino además de esa región de país.

Después siguió el Exministro Juan Fernando Cristo, dijo que adelantaría una “campaña austera y decente”, con el acuerdo de no insultar u ofenderse entre los candidatos rojos, y que más que hablar de futuras alianzas, solo le preocupa por ahora el candidato del Partido Liberal.

Velasco, además de tener la comitiva más modesta de los precandidatos, aprovechó para criticar la decisión de Cambio Radical de irse de la unidad nacional, y destacó a la Senadora Sofía Gaviria, a quien elogió por su carácter polémico, e irreverente.

Sofía fue la sorpresa al final del día, al radicar documentos para su precandidatura presidencial, sin previo aviso o anuncio. Aunque más tarde la Resolución que formalizó las precandidaturas no incluyó a Sofía en la lista oficial, pues no quiso firmar el Manifiesto de los precandidatos que fue aclamada en el Congreso Nacional Liberal, aduciendo objeción de conciencia.

El contraste es claro, mientras Cambio Radical recoge firmas para su Jefe natural en una estrategia para mostrarse independiente, los Liberales inscriben sus candidatos buscando renovación desde dentro y escuchando a todos en camino a una gran alianza por el país.

¿Dónde terminarán estos caminos?.

1 Comment

  1. ¿Buscando renovación desde dentro? Con Gaviria-Serpa y especialmente con la alianza Partido Liberal- La U. Como reza el adagio popular: Uno bien borracho y el otro empunjándolo…

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*