Dos años de la firma del Acuerdo

Análisis Por

El 24 de noviembre se cumplieron dos años de la firma del Acuerdo de paz con las FARC en el Teatro Colón, hoy Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común, partido político con 10 curules en el congreso.

El mundo ha felicitado a Colombia por tan importante avance, pero en el país sigue siendo una fecha incertidumbre, y opacada por otros hechos de actualidad. Se esperaría que el Gobierno hiciera un balance con “bombos y platillos” de su labor de implementación de los Acuerdos, aun cuando no los celebrara pues estando en la oposición nunca estuvo de acuerdo con ellos, pero esto tampoco ocurrió.

Los titulares de los medios se centran en el escándalo del Fiscal, o la final aplazada de la Copa Libertadores, muy escasos son los análisis que se centran en recordar y sobre todo medir lo que ha pasado luego de dos años de terminar el conflicto más largo de América en pleno siglo XXI. E incluso en la página del Alto Comisionado para la Paz, poco o nada hace referencia a esto, y más bien está llena de exigencias a hombres como Márquez y El Paisa.

Según el Instituto Kroc (que pertenece a la Universidad de Notre Dame), solo el 22% de los puntos del acuerdo se encuentran totalmente cumplidos, aunque en el 66% se ha visto algún avance. La tarea para implementarlos requiere aún un largo proceso y compromiso del Estado.

A la fecha 3.587 guerrilleros siguen en los Espacios Territoriales de Reincorporación, 1.198 en los espacios que se crearon luego de la dejación de las armas, en total la guerrilla entregó 8.994 armas, 38.255 kilogramos de explosivos, 1.765.862 municiones de diferentes calibres, 3.528 minas antipersona.

La Jurisdicción Especial de Paz, inició sus labores el 15 de marzo de 2018, se espera que tenga una vida de 15 años (prorrogables), y que sea la esperanza para conocer lo que pasó, y se juzgue a los máximos responsables de tan largo conflicto.

Se espera que la Comisión de la Verdad inicie labores oficialmente el 29 de noviembre, dirigida por el padre Francisco de Roux, compuesta por 11 integrantes y con una duración de 3 años, entregará un informe completo sobre el conflicto, la complejidad de sus actores, victimarios, víctimas y hechos que el país no debe olvidar, y jamás debe repetir.

Desde su firma se han hecho modificaciones a la JEP, se negaron las curules que eran para las víctimas, y falta para esas mismas víctimas una institucionalidad que les cumpla eficazmente. Hoy modificar sustancialmente el Acuerdo parece difícil, tal y como el Congreso lo ha demostrado en las últimas semanas, y bajo la mirada atenta de los organismos internacionales para ese efecto, pero no dar relevancia a su implementación e importancia histórica podría ser otra forma de acabarlo.

Dos años de un país con menos muertos, menos héroes de la patria de nuestra Fuerza Pública heridos o víctimas de minas, menos balas, y más argumentos.

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*