INCERTIDUMBRE EN FRANCIA: 4 FAVORITOS A DOS SEMANAS DE LA PRIMERA VUELTA

Análisis Por

La elecciones en Francia toman un camino incierto. El próximo 23 de abril, los Franceses irán a las urnas, con casi la total seguridad de una segunda vuelta. Y con la pregunta del millón ¿Quién llegará?.

Hace unos meses Fillon el candidato de la derecha, parecía el candidato perfecto para derrotar a la extrema derecha nacionalista de Le Pen, pero con el paso de las semanas, se ha desinflado frente a la gran cantidad de escándalos, entre ellos cargos pagos entregados a su familia como parlamentario.

Desde entonces el camino había quedado claro, entre el Líder de “En Marcha” Emmanuel Macron, y Marine Le Pen, del “Frente Nacional”. Con acalorados debates y una incuestionable ventaja en las encuestas, en un debate que parecía dejar en Macron todas las esperanzas.

Ahora dos fenómenos se encuentran, el primero, la subida en las encuestas de la extrema izquierda representada por Jean-Luc Melenchon, y un breve repunte del propio Fillon.

Estos 4 candidatos llegarán a un panorama con más preguntas que respuestas, y tendrán que demostrar que pueden llegar a la segunda vuelta.

En el dominical ‘Le Journal du Dimanche‘  Macron y Le Pen se mantienen a la cabeza con poco más del 23%, mientras Fillon y Melenchon se les acercan con 19% y 18% respectivamente. Este panorama dificulta las posibilidades de los punteros de alejarse de los demás candidatos y consolidarse en segunda vuelta, y mientras Melenchon sigue creciendo, al igual que Fillon, el 23 de abril, cualquier cosa podría pasar.

El segundo fenómeno es el movimiento de personas que invitan a votar en blanco, dicho movimiento también toma fuerza, al igual que la abstención. Este voto en blanco, no es contabilizado en el cómputo total, y lo que proponen sus promotores, es que si alcanza el 30%, las elecciones deben anularse. ¿Es eso posible?

Para llegar al Elíseo, es necesario superar el 50%, y si el sistema contabiliza también el voto en blanco, a todos los candidatos se les dificultará llegar, incluso si se aplicara a las elecciones pasadas Hollande probablemente no habría alcanzado ese porcentaje.

Además un fenómeno de voto en blanco resta según los expertos, votos a los dos extremos, es decir tanto Marine Le Pen (extrema derecha), como Jean-Luc Melenchon (extrema izquierda) serían los más damnificados.

La inseguridad se toma las toldas de todos los candidatos, que saben que su prioridad por ahora es pasar el reto de ser uno de los dos seleccionados para segunda vuelta, sobre todo en casos como el del progresista Macron, que en caso de llegar las encuestas le dan una alta probabilidad de derrotar a Le Pen.

Irónicamente por ahora Le Pen es quien tiene más dificultades, pues no solo se podría cuestionar su llegada a segunda vuelta, sino que además debe enfrentar un “todos contra Le Pen en segunda”, sea frente a Macron o frente a Fillon, quienes aún guardan una gran posibilidad.

Se calienta el panorama y Francia pone a rezar a la Unión Europea.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*