La puja por liderar la oposición

Análisis Por

La oposición al gobierno de Iván Duque no se unirá con tanta facilidad. Aunque son una fuerza nada despreciable en el congreso, internamente tendrán una larga deliberación sobre el liderazgo y los privilegios de cada partido en oposición.

Lista Decentes, el Polo Democrático y Mais, irían automáticamente a declararse en oposición, y tienen hasta un mes después de la posesión del nuevo presidente, aunque el Polo ya hizo la solicitud.

En la Alianza Verde existe un debate que se resolverá una vez los nuevos parlamentarios regresen para el nuevo congreso y se inicien las discusiones. La posición de varios congresistas verdes se basa en la idea de no perder el centro del espectro político, y mientras los partidos de izquierda se acercan a la declaratoria de oposición, ellos lo harían como independientes.

La resistencia en los Verdes y el Polo es además por el mismo Gustavo Petro, quien busca liderar la oposición y ya hizo un llamado a marchar el 7 de agosto en plena posesión presidencial de Duque.

Jorge Enrique Robledo del Polo, y quien no apoyó a Petro en segunda vuelta, también busca ser líder opositor, pero para lograrlo (aunque el Polo tenga una bancada más numerosa que Lista Decentes) debe resolver el debate interno, donde Senadores como Alexander López e Iván Cepeda, no se dejarán quitar la vocería fácilmente, y pedirán alternancia en el liderazgo opositor del Polo.

De ahí la estrategia de movilización de Petro, pues con respecto a las fuerzas políticas en el congreso tiene cierta desventaja, mientras en las calles movilizando puede ganar los apoyos necesarios para mostrarse como un líder de oposición fuerte y mediático.

Si todo este bloque, junto con los miembros del Partido Farc no llegan a un acuerdo para generar oposición unidos, el congreso podría terminar como una aplanadora constante a los opositores del gobierno Duque: la paz será la clave que podría unir a los hoy divididos partidos independientes, y tanto algunos congresistas de la U, como del Liberalismo, seguramente se les unirán.

Con el nuevo Estatuto de la Oposición seguramente no se querrá perder la oportunidad de usar esas herramientas a falta de consensos.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*