LOS “PEROS” DEL GOBIERNO

Análisis Por

El Gobierno del Presidente Juan Manuel Santos, se ha caracterizado por la entrega varias grandes reformas, además de tener un legislativo que lo apoya en sus políticas, ha logrado convocarlo alrededor de una poderosa voluntad de paz, pero, ¿Por qué ha tenido que soportar los paros de los últimos años?

Mientras existen grandes reservas sobre la labor del Congreso en varias áreas neurálgicas como los derechos de las minorías, también se reconoce al Congreso una importante labor en otros temas, algo que muchos consideran raro del actual legislativo, pero que demuestra que no todo allí es tan malo como dicen, como su papel con la reivindicación de los derechos de los trabajadores, o intentar por medio de otros proyectos disminuir la carga a las personas más humildes del país, o incluso ser garantes de proyectos en pro de las personas de la tercera edad. ¿Entonces por qué algunas de estos proyectos no ven la luz?, la respuesta la podría tener la presión del Gobierno, sobre algunos de ellos.

Ahora el Gobierno del presidente Santos en lugar de enfrentar la crisis social en el país, abriendo espacios a estos progresivos proyectos, ha lanzado cambios y objeciones a los mismos. ¿Cuáles son algunos de esos “peros” del Gobierno a las decisiones que bien podrían ser consideradas como históricas?.

DISMINUIR EL APORTE DE SALUD DE LOS PENSIONADOS

Como ya lo han mencionado varios parlamentarios entre ellos el Jefe del Liberalismo Horacio Serpa, el 80% de los pensionados reciben mesadas por debajo de dos salarios mínimos, y aun así deben aportar más para su salud que los trabajadores del país, mientras para ellos es el 4% para los pensionados es el 12%.

Gracias a una ley aprobada en el Congreso aquellos que reciben menos de 4 salarios mínimos pasarían a pagar (no menos), sino lo mismo que un trabajador en el país, es decir el 4%. Un proyecto al que el actual Presidente se comprometió a cumplir hace 3 años, y no solo hasta ahora ve la luz, sino que al momento de su firma es objetado por este mismo Gobierno.

Según el Viceministro de Hacienda costaría unos 2,3 billones de pesos al año, y por lo tanto es demasiado alto para el país. Ahora tanto pensionados, como los parlamentarios se preguntan: Si era una promesa de campaña del Presidente ¿Por qué decir ahora que es muy cara?.

EL REGRESO DE LAS HORAS EXTRA Y RECARGOS NOCTURNOS

Al inicio del gobierno del presidente Uribe, los trabajadores tuvieron que ver como el número de horas laboradas podía aumentar, mientras ganaban menos, pues los recargos nocturnos pasaron de cobrarse desde las 6pm, a las 10pm y se disminuyó el pago de recargos nocturnos, extra diurno y festivo, y extra nocturno.

Ahora el Gobierno pidió hundir el Proyecto, pues en consideración del Ministerio de Hacienda, este encarecía a los empleadores sus obligaciones y generaba más desempleo, irónicamente justo el argumento que fue decantado con el paso de los años luego del cambio durante el gobierno uribista, y justo el argumento que dio la entonces Ministra de Trabajo Clara López para apoyar la iniciativa. De hecho los autores de la iniciativa del Partido Liberal, ya le han advertido al gobierno que sus afirmaciones no poseen ningún estudio serio, y que por el contrario devolver poder adquisitivo, dinamizar la circulación monetaria, y provocar que se reduzca el horario laboral (uno de los más altos del continente) generaría más empleo. Recordemos que este es otro tema que prometió Santos en campaña.

Por ahora, la iniciativa logró pese a la tormenta pasar a último debate, con la variante de que no se devolverá el recargo nocturno desde las 6pm, sino desde las 9pm. ¿Pedirá el Gobierno hundirlo en plenaria también?

ELIMINAR LA RECONEXIÓN DE LOS SERVICIOS PÚBLICOS

El Senador liberal Lidio García autor de otra de estas iniciativas, ya había advertido que las empresas prestadoras de servicios públicos, sí costean a través de los pagos mensuales de los usuarios, los pagos por las reconexiones de los servicios, y por lo tanto al menos a los estratos 1, 2 y 3, dicho pago debía ser eliminado.

Esta ley fue aprobada el año pasado, pero el Gobierno la objetó, pues considera que viola el principio de “solidaridad” y constituye una inequidad con aquellas personas que pagan al día sus servicios, incluidas aquellas de menores ingresos.
El ponente, Senador Marío Fernández, afirmó que este proyecto no afecta la operación de los servicios públicos, y que de todas formas la persona debe ponerse al día con el pago del servicio para recibir la reconexión, lo que no constituye en ninguna inequidad. Personas que por su condición económica se atrasaron en los pagos, no tendrían que lidiar además con un pago por reconexión.

El alivio para personas en todo el país, que en ocasiones deben soportar a pésimos prestadores de servicios públicos, sería bastante importante, y por eso el Senado negó las objeciones y mandó a la Corte Constitucional la decisión final sobre esta ley. ¿Seguirá oponiéndose el Gobierno a este alivio para los más necesitados?.

Los temas no terminan, como una ley objetada para vincular laboralmente a las madres comunitarias (el mismo tema que generó una demanda ante la Corte Constitucional por parte de 106 madres), o crear una Agencia Nacional para la Alimentación Escolar, buscando solucionar la muerte de niños por desnutrición, como en los casos conocidos de la Guajira y que intentó impulsar la Senadora Sofía Gaviria, son algunos ejemplos que demuestran la incapacidad del Gobierno de concertar soluciones al Congreso más allá de alegar la inconveniencia de las iniciativas.

Una reflexión sobre el papel del Estado frente a la situación social que vive el país, pues de tener una legislación que busque, como mínimo que el Gobierno cumpla sus promesas de campaña, seguramente más sectores sociales lo apoyarían.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*