Manejar un presupuesto más abierto y transparente: reto del próximo gobierno

Análisis Por

El uso del presupuesto con el que cuenta el Estado para solventar sus necesidades, es uno de los temas fundamentales a la hora de combatir la corrupción. Colombia en los últimos años se ha enfrentado a varios casos de corrupción que ponen en tela de juicio la transparencia en el uso de esos recursos, ¿Cómo enfrentará eso el próximo gobierno?

El Foro Nacional por Colombia, un Organismo Civil no Gubernamental, trae a Colombia de la mano del International Bugdet Partnership, el índice de presupuesto abierto. Básicamente mide que tanta transparencia, participación pública y vigilancia, tiene el manejo del presupuesto alrededor del mundo y que será un tema fundamental para el próximo gobierno.

¿Qué tan transparente es la información que tienen los ciudadanos del presupuesto?, el estudio mide el acceso a esa información y da a Colombia un puntaje de 50 sobre 100 puntos, el promedio mundial es de 42, mientras en Suramérica el país ocupa el cuarto lugar, detrás de Brasil, Perú, Chile y Argentina, este último con un puntaje similar al colombiano.

¿Se tiene en cuenta a los ciudadanos para la conformación del presupuesto?

Otro tema importante es ¿Qué tanta participación pública tiene la elaboración de esos presupuestos?, que los ciudadanos estén involucrados con una voz en este tema, también es importante tanto para combatir la corrupción, como para hacer un uso más adecuado del presupuesto en relación a lo que necesita la gente.

Colombia obtiene un puntaje de 15 sobre 100 en participación pública para la preparación de presupuestos, es decir, que tanto se incluye a la población para la formación de los presupuestos en el gobierno.

Este es un tema fundamental, porque en la medida que existe mayor participación ciudadana la transparencia en el uso de esos recursos es mayor, y el control en los mismos también.

Pero este puntaje es el más crítico en Suramérica, Colombia ocupa el tercer lugar después de Brasil (35/100) y Perú (22/100), el promedio mundial está en 12/100, este tema es el peor evaluado en países como Venezuela 7/100 y Ecuador 6/100.

Vigilancia al presupuesto

Además, se observa si finalmente el presupuesto tiene la vigilancia adecuada, tanto de las respectivas ramas del poder, como de los órganos de auditoría. En este punto es donde mejor le va al país, con un puntaje de 67 sobre 100.

Se estima que la vigilancia del Congreso al presupuesto es ante todo para su planificación, pues recordemos que en nuestro país este tema debe pasar por el legislativo, pero es muy limitado en su implementación.

Los candidatos presidenciales

Si bien los candidatos presidenciales han hablado de combatir la corrupción, sus propuestas no se han fijado directamente al tema del manejo del presupuesto salvo contadas excepciones:

Humberto De La Calle

Acabar con la llamada “mermelada”, De La Calle propone acabar con la entrega de “parcelas de poder” a los parlamentarios a cambio de apoyos a proyectos de ley. Sobre el presupuesto cambiaría la forma como se hacen las inversiones en las regiones haciendo que los criterios sean los estimados por el Departamentos Nacional de Planeación (DNP) y no por la presidencia.

De La Calle buscará crear una Ley de Cabildeo, que permita conocer a los ciudadanos que hacen los funcionarios de gobierno, en qué reuniones están, entre otros temas. Buscará consolidar una red de 10 mil veedores enfocados en los presupuestos en especial el de la salud. Y finalmente fortalecerá la actual Ley de Transparencia y se enfocará en la Transparencia para la Paz para que los ciudadanos tengan mejor acceso a lo que se hace con los recursos del postconflicto.

Iván Duque

Buscará eliminar los abusos de la contratación directa en el Estado. Dará a las empresas privadas prohibiciones de por vida en caso de probarse que compra funcionarios para ganar licitaciones y terminará con las licitaciones de únicos proponentes a las que califica de mafias.

Duque es el único candidato que no tiene un apartado solo de temas anticorrupción en sus propuestas, como tampoco de conformación de presupuesto.

Germán Vargas Lleras

Creará un sistema de control integral para la financiación de los partidos, además creará un Sistema de identificación de conflictos de interés para que cualquier ciudadano pueda observarlo.

Vargas también propone que las entidades que vigilan los temas de corrupción tengan también una función preventiva y no solo reactiva, además hará que todas las Oficinas de Control Interno de las entidades den cuentas a la presidencia. Pero no dice nada de participación ciudadana en la formación del presupuesto.

Gustavo Petro

Buscará despolitizar los órganos de control, para que no esté bajo la influencia de presidencia, ni del legislativo, además hará que los contralores territoriales sean elegidos por concurso de méritos y no por la Asamblea o Concejo respectivos.

Además, reducirá la tercerización e intermediación privada en el Estado. El candidato no menciona específicamente la planeación del presupuesto.

Sergio Fajardo

Fajardo habla de cambiar la cultura de legalidad, como primer paso contra la corrupción. Y se refiere a la consulta popular contra la corrupción y esta incluye: 1. Pliegos tipo para que no se manipulen los requisitos para la contratación con el Estado, y acabar con la contratación a dedo, 2. Crea la obligación de hacer audiencias públicas para que los ciudadanos decidan sobre los presupuestos tanto en la Nación, departamentos y municipios, así como en la rendición de cuentas sobre su contratación y ejecución, 3. Garantizar que los parlamentarios hagan rendición de cuentas, entre otras.

Fajardo es el único que se refiere directamente a la participación ciudadana en la planeación del presupuesto.

Más información en: https://www.foronacional.org/

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*