VARGAS Y URIBE: LO QUE SEPARAN LAS DECLARACIONES, LO PODRÍAN UNIR LO HECHOS

Análisis Por

Mientras más cerca están las elecciones, más se presiona por lograr las alianzas que podrían llevar a uno u otro candidato a la segunda vuelta. Por el momento ninguno de los sectores se atreve a elegir un gran candidato único, bien sea por el miedo a elegir desde ya al que no tendrá opción a principios de 2018 (pues la baraja de posibles sigue siendo muy amplia), o porque la presión aún no es lo suficientemente alta como para obligar a los que en verdad no tienen opción a apoyar a uno que si la tienen.

Durante las últimas semanas se ha especulado todo tipo de alianzas, incluso entre aquellos que se creía en el pasado no tenían ninguna afinidad, como el Exvicepresidente Germán Vargas Lleras, y el Senador Álvaro Uribe. Dos grandes cacaos de la política nacional que parecen acercarse y alejarse constantemente.

Uribe dijo al medio radial Meridiano 70 que no veía una alianza con Vargas porque las bases de su partido presenciaron cómo “Cambio Radical ha apoyado todas las iniciativas y todos los proyectos del Gobierno Santos”. En entrevista para Ola Política la Representante María Fernanda Cabal también descartó la posibilidad, aunque no de forma contundente.  Pero ¿Qué pueden tener en común Vargas y Uribe en caso de una alianza?.

CRÍTICAS A LA PAZ

Vargas fue por mucho tiempo el más alto funcionario del Gobierno Santos, que guardó silencio sobre los Acuerdos de paz, y cuando hacía referencia a ellos era para hacer agudas observaciones a temas como la Justicia Especial para la paz, además varias fuentes han confirmado que sus críticas no se detienen ahí y aún no se tiene claro que haría con la implementación de los acuerdos al llegar a Casa de Nariño.

Uribe por su parte ha sido el más fuerte crítico de los acuerdos de paz, no le han faltado palabras llenas de descalificativos a cada paso y punto de la implementación y ha incluso bloqueado en redes sociales a sus artífices, como el Doctor Humberto De La Calle. ¿Se pondrían de acuerdo Vargas y Uribe para hacer cambios sustanciales en caso de que el primero llegará a la presidencia?.

PRAGMATISMO

Más que una línea ideológica, Uribe y Vargas son similares en su pragmatismo, toma de decisiones sin un claro horizonte ideológico, no se dejan cortejar por programas teóricos sumamente complejos para aplicarlos en sus Gobiernos.

Uribe lo ha demostrado al no marcarse en el debate izquierda-derecha, aunque miembros de su partido se sientan orgullosamente de derecha. Vargas Lleras ha participado con  Cambio Radical, en todos los Gobiernos desde 2002, aunque como partido Cambio participó en varios ministerios del Gobierno de Andrés Pastrana en 1998, el apoyo más crucial se dio tanto a la elección como a la reelección de Uribe y posteriormente entraron a la llamada Unidad Nacional, con la que terminaron teniendo la Vicepresidencia en la reelección de Santos. ¿Qué más pragmatismo?, los que hoy dicen no, en 2018 podrían decir sí a una alianza.

CONSERVADORES

Otro actor crucial en la gran jugada por la presidencia, es Alejandro Ordóñez, quien como recordamos en entrevista a Publimetro, “titubeo” al mencionarse una posible alianza con Vargas. La cercanía se da pues tampoco es un secreto que Vargas Lleras no es el abanderado del progresismo.

Como Ministro del Interior ya había dicho que “No comparto que se deba avanzar en facilitar la adopción” de parejas del mismo sexo, afirmó en 2011, mientras el junio de 2015 mientras el Gobierno Santos anunciaba su apoyo al matrimonio LGBT, también hacía la claridad de que su entonces Vicepresidente se oponia al mismo. Puntos cruciales a los que el Senador Uribe también se opone junto con su partido y que los acercaría aún más, incluso con un tercer aliado como Ordóñez.

Probablemente el mayor atractivo lo tengan las encuestas, de unirse el uribismo a vargas, no se sabe cuando se restaría, pero podría ser suficiente lo que se suma, para ganar en primera vuelta.

Sin duda alguna una alianza compleja, y difícil de ver frente al actual panorama, pero como lo han demostrado sus protagonistas, la política es dinámica.

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*