Teólogo Brasileño Frei Betto

Opinión Por

Los tiempos van marcando nuevos rumbos. Sin embargo, las palabras proféticas del sacerdote y capellán universitario Camilo Torres Restrepo, 54 años después de su muerte, siguen conservando su vigencia, así la hayan desconocido todo este tiempo. En su última proclama a los colombianos, fue lo suficientemente claro al decir: “Por la organización de la clase popular, hasta muerte” y Camilo murió y la tarea central por el asignada, la de la organización, no ha sido ni tenida en cuenta, ni desarrollada.  

Pero ahora, el teólogo brasileño Frei Betto acaba de convocar desde la Habana, Cuba, a toda la izquierda latinoamericana a organizar a las masas populares, después de hacer un análisis crítico sobre su proceder en los últimos años y después, iniciar un trabajo dirigido, de verdad, a organizar a las masas populares, que hasta ahora nadie ha asumido esa tarea compleja y urgente de organización.

Encuentro una profunda cercanía entre el pensamiento social y cristiano de Camilo Torres Restrepo y Frei Betto, el famoso teólogo brasileño, uno de los máximos exponentes de la Teología de la Liberación, de la cual Camilo fue su fundador.

El verdadero nombre del teólogo Frei Betto es Carlos Alberto Libanio Christo, nacido en Belo Horizonte, Minas Gerais, Brasil, el 25 de agosto de 1944.  Sus padres fueron importantes periodistas. Desde muy joven ingresó a la JEC, Juventud de estudiantes católicos, por sentir vibrar en su corazón la presencia del Cristo Nazareno que vino al mundo a enseñar el amor, la misericordia, la justicia social y enseñarnos a amarnos como hermanos.  Mientras estudiaba Periodismo en la universidad decide entrar a la orden de los Dominicos, la misma orden con que soñó en su primera juventud ingresar el Padre Camilo Torres.

Desde su juventud fue un duro opositor a la oprobiosa dictadura militar brasileña lo que lo costó encarcelamiento y ser torturado en prisión. Estuvo detenido bajo la justicia penal militar brasileña por más de cuatro años.

En el año de 1979 se mudó a vivir en una favela (barrio humilde) en Sao Pablo, Brasil, donde conoció al gran dirigente obrero Luis Inacio Lula da Silva, de quien se hizo su amigo personal acompañándolo en las campañas políticas que lo llevó a la presidencia de la republica del Brasil. También es amigo personal del mundialmente célebre teólogo Leonardo Boff. 

Él ahora ha dicho que “La izquierda tiene que ser autocrítica, sentarse a pensar que equivocaciones se cometieron para permitir que la derecha volviera con tanta fuerza al poder en nuestros países. No basta decir que son cosas del imperialismo, todo eso lo sabemos y jamás va a descansar, mucho menos a facilitarnos nuestras tareas…”

“…Hemos cometido algunos errores, como por ejemplo la corrupción, no hacer el trabajo de alfabetización política con el pueblo y no organizar las bases populares. No hemos sabido fortalecer el poder popular y es lo único que nos permite que un gobierno progresista tenga el verdadero poder…”

“Es vital hacer un trabajo para concientizar y organizar a las masas”, dentro de la población civil, las mujeres, el movimiento sindical, los campesinos, las etnias, los estudiantes. Esta es la única manera de avanzar y consolidar el poder popular.

Esto fue exactamente lo que planteo Camilo Torres Restrepo cuando expresó con toda su profunda convicción: “Por la Organización de la clase popular, hasta la muerte” y esto es precisamente lo que no se ha hecho en los 54 años después de su muerte.

NOTA CULTURAL. Mi amigo Leonel Pérez Bareño, sociólogo de la Universidad Nacional de Colombia y politólogo del Instituto Tecnológico de Massachusetts, MIT, acaba de publicar su interesante obra “Mil formas de decir Arauca”. Un sentimiento profundo desde Arauca y Apure.  Me permito recomendarla de manera muy especial.

Vicepresidente del Comité Permanente de defensa de los DD.HH. Fue Embajador de Colombia en Europa. Trabajó en el Programa de Paz de la Universidad Pedagógica de Colombia, y es un reconocido defensor de Derechos Humanos.

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*