¿Y el debate sobre la pobreza en Colombia?

Opinión Por

En estos últimos meses que la opinión pública y la sociedad se han volcado sobre los problemas de Colombia, da la sensación que estuvieran hablando de otro país con otras problemáticas, pues un tema que afecta a un cuarto de la población colombiana ni siquiera se menciona sino es por uno que otro periodista que saca una columna de opinión o reportaje esporádicamente. Esta actitud de negación absoluta de la pobreza y de la pobreza extrema tanto de la prensa como de los candidatos y partidos asusta.

Es muy sorprendente por no decir reprochable que ningún candidato se digne a hablar de la pobreza en Colombia o siquiera muestre una propuesta estructurada para combatir este flagelo, pareciera que fueran a gobernar Uruguay, Suiza o un país rico de la Europa nórdica pero no Colombia o simplemente están dando el mensaje de que no van a gobernar para esta población.

Y es que la pobreza monetaria según el DANE es del 26,9%, mientras que la pobreza multidimensional es del 17%, es decir que si en Colombia somos un poco más de 49 millones (dato estimado por el DANE, el real saldrá del censo) por concepto de pobreza monetaria hay 13 millones de pobres, mientras que por pobreza multidimensional habrían 8 millones de pobres en Colombia.

Es por lo tanto realmente alarmante el silencio sobre este tema , pues se está poniendo en riesgo uno de los grandes logros de la última década de Colombia,  según el DANE la pobreza monetaria en el 2010 era del 37.2% mientras que la pobreza multidimensional en el 2010 era del 30.4%, es decir que en los últimos 8 años la pobreza monetaria se redujo en  10%, mientras que la pobreza multidimensional se redujo en la mitad 13% (es decir uno de cada 10 colombianos salió de la pobreza), en retrospectiva este sería uno de los grandes logros del actual gobierno.

El aspirante a ocupar la silla presidencial debería estar pensando mínimamente en cómo mantener el tendencia de reducción de la pobreza o en el peor de los casos que no se incrementé la pobreza en Colombia, porque perder lo logrado en la última década sería un verdadero desastre nacional y social.

Es pertinente explicar la diferencia entre la pobreza monetaria y la pobreza multidimensional, la pobreza monetaria mide el porcentaje de la población que está por debajo de la línea de pobreza, que para el caso de Colombia es 1 millón de pesos al mes por familia de 4 en promedio nacional, mientras que las personas en pobreza extrema (en estado de indigencia) son aquellas familias que tienen un ingreso menor al mínimo requerido para comprar la canasta de alimentos básicos y para garantizar el óptimo desempeño del organismo, para el caso de Colombia toda familia de cuatro que tenga un ingreso menor a 116 mil pesos al mes promedio nacional.

Mientras que la pobreza multidimensional mide el porcentaje de los hogares que tengan un índice  de privación mayor del 33%, el índice de privación se construye de forma ponderada a partir de 15 indicadores (logro educativo, hacinamiento crítico, acceso a agua, analfabetismo, trabajo informal, pisos inadecuados, cuidado de la primera infancia, inadecuada eliminación de excretas, trabajo infantil, inasistencia escolar, paredes inadecuadas, sin aseguramiento en salud, rezago escolar, desempleo de larga duración, y barreras al servicio de salud). Estos  indicadores y formas de medir la pobreza pueden ser discutidos, evaluados o criticados, pero no me voy a centrar en este debate que sería para otra columna o articulo académico, debido a que sería un tema muy largo de analizar con el rigor requerido.

Lo peor de la historia es que si miramos la pobreza extrema es decir esos hogares que no tiene los ingresos suficientes para garantizar una nutrición optima, nos damos cuenta que en Colombia hay hambruna, claro que es un porcentaje pequeño de la población, según el DANE solo es el 7% de la población para el 2017 es decir 3 millones de compatriotas que están en estado de indigencia, dato que también ha tenido una mejora significativa en los últimos años dado que según el DANE para el 2010 era el 14% de la población en estado de indigencia, esto si es una tragedia.

Entonces, este no es un tema marginal, no solo por su incidencia en sufrimiento humano que de por sí debería ser más que suficiente para liderar la eliminación de la pobreza extrema y la reducción de la pobreza, sino por el impacto fiscal que esto significa, para el 2017 se gastaron alrededor de 2 billones de pesos en el programa de Más familias en acción, programa que aunque se le tenga muchas críticas no se puede eliminar a menos que se esté dispuesto a dejar a 2,5 millones de familias en estado de indefensión y miseria absoluta, cifra de familias beneficiaras según el DPS, valdría la pena saber si los candidatos que dicen que van a hacer recortes los van hacer en este tipo de programas, pero la verdad nadie habla de la pobreza de Colombia. ¡Pobre Colombia!

Es importante aclarar que dentro de los 2 Billones de pesos no se está contando el resto de gastos de la política social del estado o demás subsidios y trasferencias existentes.

Ahora, es importante notar que no todos los departamentos están en las mismas condiciones, unos están peor que otros, por ejemplo los departamentos con la mayor población en estado de indigencia son Chocó 32%, La Guajira 26%, Cauca 20% y Magdalena 16%, y el caso del Chocó y La Guajira es particularmente grave al ser regiones donde la gente se muere de física hambre, en especial los niños. Estos departamentos deberían ser la prioridad a atender, junto con todo el resto de departamentos donde más del 10% de la población está en condición de pobreza extrema.

Entonces si valdría la pena saber cuál va a ser la política de reducción de la pobreza en los próximos años si se mantiene el programa de vivienda, si se amplía o restructura familias en acción, si se van a fortalecer los programas de alimentación o no, si va a ser un programa nacional o focalizado a los departamentos donde la pobreza y la indigencia es el común denominador de sus habitantes.

 

Economista y Magíster en Economía de la Universidad Externado de Colombia. Docente de la Universidad Externado, Ex-analista de deuda del Ministerio de Hacienda. Asesor y consultor en modelación macroeconómica.

1 Comment

  1. […] En términos sociales el principal desafío del gobierno entrante es mantener o mejorar la política social del actual gobierno que aunque pueda tener mil críticas ha tenido éxito en reducir la pobreza, aunque falta mucho por lograr en este campo es un tema que el nuevo gobierno debe abordar con la complejidad que este objetivo demanda tal y lo expuse en una columna anterior. […]

Leave a Reply

Your email address will not be published.

*